A propósito de su visita a la 25 Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP25), que se realiza en Madrid, este miércoles, el canciller de la República Bolivariana de Venezuela, Jorge Arreaza, asistió a una Asamblea de Solidaridad convocada por movimientos sociales y políticos de esta ciudad.

Estuvieron presentes, el secretario general de Izquierda Unida y del Partido Comunista de España, Enrique Santiago, así como representantes del Frente Antiimperialista Internacionalista, Izquierda Castellana, de la Plataforma de Solidaridad con los Pueblos del Mediterráneo, Red Roja, y la Plataforma Bolivariana de Solidaridad con Venezuela.

En su intervención, y con respecto al debate central que desarrollan los países miembros de las Naciones Unidas sobre la reducción de los gases de efecto invernadero y del calentamiento global, el Canciller precisó que no se puede hablar de un cambio climático si no existe un cambio de sistema o de modelo de producción. “No sirve, es una hipocresía”.

“Las próximas generaciones pueden no tener ni agua ni oxigeno para vivir (…) entonces se están llegando a acuerdos y peleando con los gobiernos poderosos para que los pueblos del sur no se desarrollen en lo industrial, mientras ellos pueden seguir contaminando”.