Caracas, 07 de Junio de 2018.- Ante la insistencia del vicepresidente de los Estados Unidos (EE.UU.), Mike Pence, de expulsar a Venezuela de la Organización de los Estados Americanos (OEA) mediante una resolución ilegal, el canciller de la República, Jorge Arreaza, sostuvo que su país estará felizmente fuera del organismo.

Recordó que la Patria, como Estado soberano, decidió voluntariamente retirarse en 2017 de la OEA cumpliendo con la normativa para su desincorporación del ente que, a su juicio, actúa  en detrimento de las normas internacionales.

Arreaza destacó que pese a la solicitud de Pence y la presión ejercida sobre los países miembros de la OEA para que votaran por la expulsión de Venezuela, las naciones hermanas del Caribe no se dejaron amedrentar y no se lograron los 24 votos que se necesitaban para aprobar la resolución presentada.

Esto, para el alto diplomático, es una señal de que el imperio ya no tiene poder sobre la OEA, porque pesa más la dignidad de los pueblos y su valentía: “Son dignos representantes de su pueblo”.

“Es orgullo, es alegría, es felicidad para el Pueblo de Venezuela retirarnos de la OEA. No podemos seguir bajo una organización que viola el derecho internacional”, expresó en Canciller, para luego recordar que la Constitución de la República le otorga facultades al presidente constitucional, Nicolás Maduro, para decidir su salida del organismo.